#ParaUsted || “El corrido lo dirá” // #ColumnaPolitica por el Periodista Mario Gómez

El corrido lo dirá

Mario Gómez y González
chayogomezg@hotmail.com
Hoy en día, hay una carencia de líderes, en el más amplio sentido de la palabra, aquellos que son reconocidos como tales mientras ejercen su actividad, y, una vez terminada, el reconocimiento a la labor que han hecho perdura, y pasa por encima de creencias, culturas o religiones.

Llamamos líderes, a los líderes “temporales o parciales”; esas personas de cierta relevancia, y que tiene los medios y el poder para influir de una u otra forma en las personas. Pero, o no son capaces de “llegar” de forma unánime a todo el mundo, o su actividad está limitada en el tiempo y desarrollan otras de interés general.

Pueden destacar en un ámbito, y ser reconocidos, además de por su estatus, por una determinada labor, pero no abarcan con el mismo nivel de eficacia todas las áreas.

Pero, ¿y las consecuencias?: la falta de líderes provoca incertidumbre, desorden, inseguridad, desconfianza, y este ambiente se va apoderando del entorno, con ello, llega la falta de motivación y por consiguiente el declive. La consecuencia final a largo plazo, en el ámbito de la política, es la falta de rentabilidad y hasta podría llevar a la desaparición del partido.

Seamos francos; la mayoría de los mexicanos creen que el partido político denominado Movimiento de Regeneración nacional (Morena), no tendría la presencia política, ni la fuerza, sino estuviera Andrés Manuel López Obrador, su fundador y actual presidente de México.

En este sentido, las elecciones intermedias (2021), serían una excelente vitrina para poder contar con elementos y vaticinar que le depara el destino al partido en el poder, a partir, de que el actual presidente ya no estará en las boletas, además de los resultados que su gobierno y el resto de las administraciones estatales (gobernadores), presidentes municipales, diputados locales, senadores de la república y diputados federales, ofrezcan a los electores.

Todo esto viene a colación porque hace unas cuantas horas, el gestor, creador y precursor de Morena, su principal activo político; figura y referente, Andrés Manuel López Obrador, volvió a insistir en que, de terminar su sexenio en 2024, se retirará por completo de la política y hasta de su partido.

Dijo que, si la gente le permite en 2021 continuar como presidente, toda vez que pretende someterse a la revocación de mandato, una vez que culmine su periodo, se retirará; y reiteró que no buscará la reelección.

“En el 2024, pues lo que quiero es estar en paz, retirarme, no voy a reelegirme y tampoco voy a estar metiéndome en cuestiones políticas, ni siquiera de mi partido, me retiro por completo”, dijo.

Y añadió; “también no quiero nada que tenga que ver con culto a la personalidad, no quiero que les pongan mi nombre a calles, ni estatuas, ni homenajes, nada de eso. Lo mejor es lo que queda en la conciencia de los mexicanos”, comentó en una de las mañaneras, donde aprovechó para apresurar a los legisladores para que aprueben la revocación de mandato y con ello se reforme el artículo 35 de la Constitución.

¿Qué le depara a Morena, sin AMLO al frente?, se ve difícil el panorama, porque a la sombra del actual presidente, no han surgido verdaderos líderes o dirigentes con características similares a las del tabasqueño, para tomar la estafeta de este instituto político y seguir en la brega de la cuarta transformación.

Pero también está vigente la otra versión o perspectiva; Morena no morirá al retirarse López Obrador, porque la gente, hay mucha, cree en los ideales del oriundo de Macuspana y esos ideales, están escritos en la filosofía de Morena y, por lo tanto, pudiera crecer como instituto político.

Es cierto, también, que Morena, para subsistir, necesita de la creación de gente nueva; de rostros nuevos; de nuevos dirigentes y lideres perfectamente identificados con los ideales y doctrina morenista o andresmanuelista, porque el vacío que dejaría López Obrador, con su retiro, sería demasiado, demasiado grande. El corrido lo dirá, pero el tema da para más. En serio.

Y Para Usted También**Por lo menos seis funcionarios de la administración estatal “dobletean” salarios, pues además de cobrar como funcionarios, también obtienen ingresos como catedráticos, principalmente de la Universidad Juárez Autónoma de Tabasco (UJAT), acusó el dirigente estatal del PRI, Pedro Gutiérrez Gutiérrez, al informar que están recabando la información vía transparencia y la documentación comprobatoria para presentarla en su momento y entonces dar a conocer los nombres de manera pública**destacó que esta es una situación más que ilegal, resulta ser inmoral, porque va en contra de los discursos de austeridad pregonados por el gobierno de la “cuarta transformación”**por su parte, el Rector de la UJAT, José Manuel Piña Gutiérrez, en entrevista radiofónica, aceptó y confirmó la denuncia de la dirigencia del instituto político tricolor en la entidad, en el sentido de que hay funcionarios públicos que trabajan como docentes e investigadores en la máxima casa de estudios de los tabasqueños**empero, precisó que la ley permite a los servidores públicos mantener sus actividades académicas, señalando que algunos pidieron licencia y algunos otros continúan dando clases, así como asesorando tesis***buen fin de semana**hasta el lunes Dios mediante.

Facebook Twitter Google+ LinkedIn

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s