“EL COCHINERO DE NUÑEZ” || #TestigoFiel, Columna Política de @Jesus_ManuelT

Testigo fiel
Por: Jesús Torres

@Jesus_ManuelT
El ‘cochinero’ de Núñez

El ex gobernador de Tabasco, Arturo Núñez Jiménez no sólo dejó un desorden en la administración pública estatal, sino que además a medida que avanza el tiempo, el gobierno en turno a cargo de Adán Augusto López Hernández ha ido detectando un ‘cochinero’ en el ejercicio de los recursos en algunas dependencias.

De las áreas más cuestionadas por funcionarios del actual gobierno, se encuentran por el momento la Secretaría de Energía, Recursos Naturales y Protección Ambiental (Sernapam), la Secretaría de Salud, de Educación y de Planeación y Finanzas, así como el Colegio de Bachilleres, y seguramente no serán las únicas. El desastre financiero que heredó Núñez podría ser de proporciones inimaginables.

Hasta el momento, lo que se sabe son los hallazgos que han hecho público algunos funcionarios, incluido el propio gobernador del estado, después de enterarse de las condiciones en que recibieron la administración.

Tan sólo en el sector salud, uno de los más golpeados por el gobierno nuñista, fue el mismo López Hernández quien ventiló en un programa de radio cómo el ex secretario del ramo, Rommel Cerna, en plena crisis por falta de medicamentos, fue filmado dentro de una notaría “negociando” con proveedores el pago de servicios a cambio de una comisión.

“Y tengo los cheques que daban los proveedores en garantía para pagar”, aseguró el gobernador, luego de anunciar que las autoridades procederán en éste y otros casos.

Por lo que hace a la Sernapam, el mandatario denunció que en complicidad con Pemex no se pagaron a campesinos reclamantes de daños validados más de mil 600 millones de pesos. Se llevaron todo, dijo.

En la Secretaría de Educación, el titular, Guillermo Narváez Osorio ventiló un adeudo de más de 200 millones de pesos que se tiene con el ISSET y que debió cubrirlos la Secretaría de Finanzas, cuyo responsable era Amet Ramos Troconis, sobre quien pesan denuncias penales ante la Fiscalía General del Estado.

Y eso no es todo, en el propio ISSET, de acuerdo con su director, Fernando Mayans, lo dejaron en quiebra, sin un centavo, el robo fue impresionante. Se habla de más de 2 mil 400 millones de pesos por año.

Por cierto Mayans Canabal señaló que tan sólo por parte del Cobatab, se adeudan hasta 800 millones de pesos, por lo que interpondrán denuncias penales para saber quién se quedó con ese dinero. De ese pelo el ‘cochinero’, y lo que falta.

Aún no se sabe además porque Núñez pidió mil 600 millones de pesos al gobierno de Andrés Manuel López Obrador para pagos de prestaciones y salarios de fin de año cuando se supone que ese recurso ya estaba presupuestado para el ejercicio de 2018, lo mismo que los 800 millones de pesos que todavía se adeudan a jubilados y pensionados.

No por nada se pide cárcel para el ex gobernador y sus funcionarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s